Una alarma de seguridad doméstica autoinstalable

Ontech ha patentado una tecnología a prueba de inhibidores, que detecta a los intrusos desde que rondan la casa y podrá comprarse en la tienda, sin tener que pagar cuotas mensuales

E. FREIRE / SEVILLA
24/01/2016 - 8:00 h.
Una alarma de seguridad doméstica autoinstalable
Juan Aponte, socio fundador e inventor del dispositivo /ABC

e. freire

sevilla

Han aprovechado el altavoz del CES de Las Vegas, la mayor feria de tecnología de consumo del mundo, para dar a conocer Wardiam, un sistema de seguridad con el que la empresa sevillana Ontech pretende revolucionar el mercado. Y han picado alto, a Estados Unidos, el primer objetivo comercial de la compañía fundada en 2013 por Juan Aponte, con el apoyo de «business angels» procedentes del IESE. Este ingeniero sevillano es el inventor de la tecnología, que tiene patentada a nivel mundial con el nombre de Campos Magnéticos Controlados (o CMF, las siglas de Control Magnetics Fields).

Según explican sus promotores, Wardiam es capaz de detectar en tiempo real si una persona se acerca demasiado a una puerta o una ventana, sin necesidad de disponer de puntos de control exteriores; permanece activado las 24 horas del día los 7 días de la semana, con lo que el usuario no tiene que desconectarlo cuando llega a casa; y es capaz de discriminar entre personas, animales u objetos, «eliminando casi por completo las falsas alarmas, que son el 95% de los avisos que reciben las centrales de las empresas de seguridad», recalcan.

Pero lo más novedoso de este sistema, capaz también de neutralizar inhibidores, es que es autoinstalable. El usuario podrá comprarla en un hipermercado o una tienda especializada y colocarla en su casa. Con ello, aseguran los socios de Ontech, la seguridad doméstica «podrá democratizarse, ya que el producto tendrá un precio más asequible que los actuales sistemas de alarmas comercializados en formato de cuota mensual por empresas de seguridad».

El plan de negocio de Ontech prevé el lanzamiento de Wardiam a mediados de este año en Estados Unidos, «un mercado maduro, donde existe una mayor conciencia por la seguridad doméstica y que ofrece más potencial de ventas». Con este objetivo, la empresa anuncia que abrirá una filial americana. En una segunda fase tiene previsto abordar el mercado europeo.

Los responsables de la empresa están ultimando acuerdos comerciales con dos tipos de compañías multinacionales: retailers (para la versión autoinstalable) e integradores de seguridad (para otra versión profesional de Wardiam).

Ontech tiene sus instalaciones en Aerópolis, el parque tecnológico de La Rinconada, donde fabrica los dispositivos y trabajan 35 personas, el 90% de ellos ingenieros.

blog comments powered by Disqus