Los mercados exteriores aportan ya a Prolongo la mitad de sus ventas

La empresa facturó 200 millones de euros en 2012 y da empleo a casi 700 trabajadores

Elisa Navas
14/10/2013 - 8:00 h.
Los mercados exteriores aportan ya a Prolongo la mitad de sus ventas
Francisco Requena, adjunto a la Dirección General / FRANCIS SILVA

Prolongo lleva casi dos siglos fabricando embutidos y curando jamones en Cártama Estación y más de 70 vendiendo carne de cerdo fresca y congelada. Actualmente, la empresa malagueña estudia la posibilidad de construir unas nuevas instalaciones para quintuplicar la capacidad de la actual.  «Sería una de las plantas cárnicas más grandes de Europa», explica Francisco Requena, adjunto a la dirección general de la compañía.

La firma sacrifica alrededor de 25.000 cerdos semanales, cantidad que pasaría a ser diaria cuando la nueva factoría entrase en funcionamiento, en un plazo no inferior a 5 años, según estima Requena, ya que todavía se encuentra a la espera de los preceptivos estudios medioambientales. Este aumento de la producción debería acompasarse con un notable incremento de la ganadería porcina andaluza para satisfacer la demanda actual del mercado, subraya el directivo.

La empresa de la familia Soler la componen la casi bicentenaria Prolongo, dedicada a la elaboración de embutidos y al curado de jamones, y Faccsa (Frigoríficos Andaluces de Conservas de Carne) especializada en la venta de carne de cerdo, tanto fresca como congelada, para las cadenas de distribución. Da empleo a casi 700 personas y el pasado ejercicio facturó 200 millones de euros, una cifra que prevé aumentar entre un 5 y un 10% este año.

Faccsa-Prolongo mantiene acuerdos comerciales estables con sus proveedores, que la surten de cerdos. Semanalmente sacrifica los citados 25.000 animales, de los que salen alrededor de 2,5 millones de kilos de producto y 2.000 piezas de jamones curados.

Francisco Requena asegura que el 90% de la venta de embutidos —5 millones de kilos al año— y jamones se queda en el mercado nacional, preferentemente en Andalucía, donde la marca Prolongo es muy conocida. La carne se reparte al 50% entre España y el mercado internacional.

Fue a finales de la década de los 90 cuando la firma decidió abrir fronteras y vender fuera, «si bien fue a partir de 2008 cuando la exportación cogió impulso», recuerda el adjunto a la dirección general. Hoy exporta tanto a países de la Unión Europea como a mercados más lejanos, como Rusia, China, Corea y Japón.

Además de su vocación exportadora, la firma dedica una especial atención a la innovación, un «apartado fundamental en una empresa de nuestras características», subraya Requena. En este sentido, destaca la línea de investigación abierta para «la detección por métodos rápidos de una eventual contaminación bacteriana, dado que la higiene es una de nuestras prioridades». Asimismo, Prolongo  ha implantado un sistema de sensores en sus líneas de producción que determinan el pH, color, entreverado, peso y otras características de la carne manipulada, que  le permite ofrecer una atención más personalizada a sus clientes, entre los que destaca El Corte Inglés.

Origen italiano
La empresa ha cumplido 193 años de funcionamiento en Cártama Estación y en estos casi dos siglos tan solo ha pasado por las manos de dos familias. Fue fundada en 1820 por la familia italiana Prolongo, oriundos del norte del país, que dio nombre a la firma.

La muerte de su entonces propietario en la Guerra Civil propició que su viuda vendiera el negocio a los hermanos Soler, industriales cárnicos de Gerona y dueños de Mataderos Industriales Soler S.A., que decidieron mantener el nombre comercial de Prolongo.

Actualmente, la compañía está ya en manos de la segunda generación de los Soler, quienes en el año 1941 constituyeron la compañía Frigoríficos Andaluces de Conservas de Carne (Faccsa). Ambas sociedades se mantienen actualmente.

 

 

blog comments powered by Disqus